// Trasnoche Orfeo FM de 00 a 06 Hs.

CURIOSIDADES

Un “cementerio de startups” para conocer por qué murieron y aprender de sus errores

Un “cementerio de startups” para conocer por qué murieron y aprender de sus errores

2020-11-10

Compartir

El ecosistema de las startups se hace notar en muchas ocasiones por las rondas de financiación que cierran sus empresas, las astronómicas valoraciones que alcanzan o los elevados exits al venderse a otros gigantes.

 



Sin embargo, ésta no es la realidad de todos los emprendedores ya que la mayoría de las startups acaba fracasando. La consultora CB Insights afirma, según sus propios datos, que 70% de las compañías tecnológicas mueren en poco tiempo. Lo más común es que lo haga 20 meses después de conseguir su primera financiación.

En el caso de aquellas startups dedicadas al hardware y los productos de consumo, las estadísticas son especialmente altas: 97% de los proyectos que han recaudado capital semilla o cerrado una campaña de crowdfunding mueren o se quedan en una meseta. En este sentido, CB Insights elaboró un exhaustivo listado -que actualiza regularmente- con las principales startups del mundo que “desaparecieron” en el que detalla por qué murieron.

También existe otra fórmula de explorar este mundo de errores -normalmente poco conocidos- que resulta más simple y visualmente más atractiva. Se trata de la web Startup Graveyard, una especie de cementerio digital en el que se incluyen todas aquellas startups que ya están muertas y enterradas.

“Este sitio es un recurso para que los emprendedores eviten cometer los mismos errores que las startups a las que les fue mal. Esperamos que este proyecto pueda ayudar a desestigmatizar el fracaso, aumentar la transparencia, crear una comunidad y mejorar la información en el sitio”, comenta el creador de la herramienta.

No obstante, también advierte de que “las compañías son muy complejas y su entierro es, normalmente, el resultado de factores interrelacionados a largo plazo que son casi imposibles de deducir”.

Pasear por el “cementerio”

En la página, cada una de las empresas que ya pasaron a mejor vida están representadas con un icono en forma de ataúd y su logotipo adornándolo. Al pinchar en un féretro, éste se abre y en su interior se puede encontrar información sobre dicho proyecto emprendedor: un pequeño pitch en dos líneas de su categoría, los años en los que estuvo activo, la ciudad donde se creó, quiénes eran sus cofundadores, cuántos inversores lo apoyaron y el capital que llegó a recaudar y cifra de rondas cerradas. Algo más abajo también se incluye un apartado en el que aparecen todos los que fueron considerados sus competidores, de alguna manera.

Los motivos del fracaso están acompañados de íconos muy llamativos para que sean más identificables a simple vista. Los hay de todo tipo; para: expresar problemas legales, choques entre los socios, dificultades en la retención de talento, llegar demasiado tarde, poca aceptación en el mercado, fallas en la adquisición de clientes, problemas de ingeniería o para incorporar nuevas tecnologías, etcétera. En una misma startup pueden confluir varias de estas fallas.

La página también cuenta con un buscador para hacer consultas directamente por nombre y permite filtrar por categorías, como analíticas, comercio electrónico, finanzas, hardware, hospitality, música, publicidad, social o software.

Añadir un fracaso a la webPara los emprendedores que fundaron su startup y quieren compartir sus fracasos con el fin de que otros aprendan de ellos, o si conocen algún proyecto que salió mal y quieren que esté listado en la página, tienen la oportunidad de sugerirlo mediante un formulario de typeform que no lleva más de un minuto completar, que se llama “informe de autopsia”.

Queres navegar en el cementerio?  https://startupgraveyard.io/



Fuente: comercioyjusticia.info

VER MÁS NOTICIAS